¿Se puede tener un tigre como mascota en España?

Tristemente, la respuesta es sí. Siempre que se cumpla con los requisitos establecidos en las distintas leyes tanto nacionales como autonómicas, en principio un particular puede adquirir y mantener un tigre como mascota. Hace unos días los medios de comunicación se hacían eco de la aparición un tigre blanco en El Rebolledo, Alicante, pero ¿cómo pudo llegar hasta allí?

Normativa actual

Chetán y Balú dos tigres rescatados por AAP Primadomus
Chetán y Balú, dos de los tigres rescatados por AAP Primadomus

En AAP Primadomus sabemos que los tigres NO deben ser mascotas por motivos de bienestar animal, conservación de la biodiversidad, salud y seguridad públicas. Por ello trabajamos para establecer una normativa más concisa y fácilmente ejecutable, a través de Listados Positivos, que excluya a estos félidos de la posibilidad de vivir en un domicilio particular.

Los tigres son un animal en peligro de extinción. El tigre es una especie clasificada por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (IUCN) como “amenazada”, y listada en el Apéndice I de la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas (CITES), que le otorga el mayor nivel de protección posible en el comercio internacional. Sin embargo, no excluye el comercio de, entre otras circunstancias, ejemplares procedentes de la cría en cautividad. La gran mayoría de los tigres en Europa no han sido capturados en estado salvaje, sino criados; en muchos casos, legalmente.

Todos los grandes felinos que viven en santuarios, centros de rescate, zoos e incluso en circos deben llevar un microchip CITES que confirme su legalidad. Si el SEPRONA procediera a una inspección en un centro zoológico y descubriera que un tigre no tiene el implante CITES en orden, el animal sería decomisado inmediatamente.

Problema

Un tigre no es un animal apto para ser mascota debido a su idiosincrasia salvaje. ¿Pero qué ocurre si la Guardia Civil llega a un domicilio particular y comprueba que el animal tiene todos los papeles CITES en orden? Aun así puede ser que el propietario del animal esté incumpliendo otras normas relativas a la tenencia de animales salvajes como mascotas, por ejemplo la necesidad de una licencia de animal potencialmente peligroso o cuestiones de bienestar animal. Especialmente este último punto es deficiente en España. La legislación es poco clara, deja mucho margen a la interpretación subjetiva de los individuos que en un momento dado deben realizar una inspección y no refleja los cambios experimentados por la sociedad española, mucho más sensible a cuestiones de bienestar animal que hace 30 años.    

Solución

La tigresa Natasha en AAP Primadomus
Natasha, otro de los animales rescatados por AAP Primadomus

Se necesita una legislación concreta para regular el mascotismo de fauna exótica que facilite la labor de las autoridades en casos como el del tigre blanco de Alicante. AAP Primadomus propone un listado positivo en el que se especifique que especies son aptas para la tenencia como mascotas. Los animales que no aparezcan en esta lista no serán aptos para su tenencia en un entorno doméstico, salvo en casos excepcionales detallados en la ley.

La legislación actual en España está basada en una serie de listados negativos que prohíben la tenencia de determinadas especies en base a distintos criterios, como por ejemplo ser especies invasoras que causan daños a la biodiversidad autóctona. 

Los listados negativos, todos ellos, son de naturaleza reactiva y no preventiva. Necesitan ser constantemente actualizados, especialmente porque el mercado de mascotas exóticas está en constante evolución. Allí donde las autoridades prohíben una especie, surgen otras para sustituirla. Por ejemplo, cuando en España se prohibió la tenencia de ciertas ardillas por su potencial invasor, se pusieron de moda los petauros del azúcar. Los riesgos para la salud pública asociados a ciertas especies pueden no conocerse hasta ser demasiado tarde. Por no hablar del bienestar animal: de las 5.488 especies de mamíferos conocidas en el planeta, solo de una minoría sabemos lo suficiente como para poder garantizar su bienestar en el entorno doméstico.

Los listados positivos realmente funcionan. La experiencia en Bélgica ha demostrado que es el método más sencillo, completo, efectivo, transparente, fácilmente ejecutable y de menor coste. Simplemente queda implementarlo en España. Desde AAP Primadomus estamos trabajando para que así sea,  con la esperanza de imposibilitar, en el corto-medio plazo, la tenencia de un tigre en el jardín de casa.

El caso del tigre blanco de El Rebolledo

No entraremos a analizar de donde proviene exactamente el tigre de El Rebolledo, Alicante, ya que el caso no nos compete directamente y está en manos de las autoridades. No obstante, como expertos en biología felina, sí que nos gustaría aclarar algunas incorrecciones taxonómicas que se han vertido en algunos medios de comunicación.

Pablo Delgado, responsable de grandes felinos en AAP Primadomus ha señalado que “El tigre en cuestión es un tigre blanco, no albino. No sufre un trastorno genético, albinismo -completamente blanco, sin rayas negras-, sino una condición genética diferente relacionada con el color del pelaje. Los circos y zoos han intentado reproducir este tipo de ejemplares por su vistosidad, por lo que existen muchos en cautividad. No obstante el tigre blanco no es una especie, ni una subespecie y no tiene un especial interés para la conservación, de hecho, estos ejemplares suelen estar relacionados con casos de endogamia”.

Síguenos y apoya los listados positivos.

Mantente al día

En AAP damos a mamíferos exóticos un futuro mejor. Suscríbete aquí para conocer las historias de nuestros animales.