¿Son los felinos atípicos el nuevo símbolo de estatus?

Al igual que hay modas en ropa y música, en la Fundación AAP Animal Advocacy and Protection también observamos modas en qué animales tiene la gente en su casa. Vemos la moda llegar cuando una especie comienza a aparecer más a menudo en nuestra lista de espera de rescates. Y esto es lo que hemos observado desde hace unos meses: felinos atípicos.

Leone uno de los servales rescatados por AAP
Leone, uno de los servales rescatados en AAP

Con felinos atípicos nos referimos tanto a felinos salvajes como servales, caracales o ginetas como sus híbridos con gatos domésticos. Cuanto más parecido tengan con un guepardo o más recuerden a una pantera nebulosa, mejor. Y de aquí que los servales estén apareciendo cada vez más en nuestra lista, ya que recuerdan a un guepardo en pequeñito. Durante años estos animales llegaban de forma ocasional, pero actualmente tenemos no menos de 16 servales esperando a ser rescatados, entre animales procedentes de Holanda, Bélgica y Francia… y solo si hablamos de un tipo de felino. No hace mucho, rescatamos en Holanda dos jóvenes servales con una falta patente de cuidados y poco después otro serval más, al atacar a la mascota de su vecino, también en Holanda.

Alternativa a un tigre

¿Será que esta moda ha sido promovida por la popular serie Tiger King? El éxito de Netflix nos enseñaba el pintoresco mundo de los zoológicos de carretera norteamericanos donde por un módico precio se puede abrazar un cachorro, sin prestar mayor atención al sufrimiento que se esconde detrás de este tipo de prácticas... y como un tigre no estaría permitido, la mejor opción será un “sucedáneo”, algo más pequeño. El problema es que los cachorros crecen y cuando lo hacen se vuelven difíciles y fuertes. Y son imposibles de mantener en una casa.

Imagen guay

Animales como imagen

¿Puede ser también que esté vinculado con la imagen que da la tenencia de animales peligrosos? Caminar con un pit bull en el pasado daba una imagen de “malote”. Y hoy día nos encontramos a famosos o marcas que, por desgracia, utilizan animales exóticos para conseguir una determinada imagen. Como  el futbolista y rapero Memphis Depay, que afirma que le encantan los leones y que usó un cachorro de ligre (hibrido de león y tigre) para grabar un videclip. Aprovechó también para publicar algunas fotos en sus redes sociales. O la marca puma que utilizó una cría de guepardo en uno de los anuncios de sus zapatillas. ¿Quiere decir que hacerse estas fotos mejora su imagen de marca? Quizá mejor dejar de utilizar animales reales para no construir su reputación sobre animales indefensos.

Trofeos

Recientemente, se encontró un híbrido entre un gato doméstico y un serval, o gato de la Savannah, en el "billionaire's row" de Londres, uno de los vecindarios más ricos al norte de la ciudad. El estatus también incluye la capacidad económica de adquirir al animal que puede costar entre 10,000-13,000 euros… apto solo para determinados bolsillos. Así que no solo es difícil tener estos animales, sino que son una forma indirecta de mostrar la riqueza. Quedándose en meros trofeos…

Servales, gatos de los pantanos, ginetas y todas su versiones híbridas se encuentran en muchos países europeos incluida España. Con todos los riesgos asociados si escapan y entran en contacto con personas o animales autóctonos. Precisamente esto sucedió cerca de la matriz de AAP Primadomus, en Holanda, con un desenlace fatal para un conejo, mascota del vecino del animal escapado. Desde AAP consideramos que los servales no son aptos para ser mascotas y son un ejemplo más de porqué son necesarias las listas positivas de animales donde se aclare qué animales son seguros para ser mascotas y se podrían tener como tal. Los servales y los gatos atípicos, como los que hemos enumerado no deberían entrar en estos listados.

Aquellas personas que realmente se preocupan por estos animales deberían darles a estos felinos salvajes una vida mejor que una jaula en el jardín de su casa.

Mantente al día

En AAP damos a mamíferos exóticos un futuro mejor. Suscríbete aquí para conocer las historias de nuestros animales.